23 may. 2013

La influencia secreta de Mose Allison



Si os decidierais a invitar a vuestra casa a legendarios personajes del rock tales como Mick Jagger, Van Morrison, Tom Waits, Georgie Fame, Ray Davies, Pete Townshend o el más jovencito Elvis Costello y luego de servirles el té -mejor que saquéis el juego de loza de la abuelita- les preguntaseis cual eran los cantantes que más habían influido en su carrera, al menos en su primera juventud, seguro que salían nombres del blues como Muddy Waters, Sonny Boy Williamson II, Robert Johnson, John Lee Hooker, algún rockero o croooner de los gordos y casi con toda seguridad un nombre relativamente poco conocido pero fundamental en muchas de las salsas que dieron sabor a la historia de la música popular contemporánea. Éste es el tema más conocido de Mose Allison dedicado a la famosa granja prisión de Parchman en Misisipi, su estado natal, un recinto inmenso donde con cadenas y trabajos forzados se cocinó parte de la mejor historia del blues. Cuenta la historia que en 1980 después de dos décadas en las listas de éxitos, el mismo Mose decidió retirarla del repertorio porque según él en Misisipi ya no había espacio para los sacos de algodón y sí para la maquinaria y los productos químicos.
Un hombre del Delta, pero blanco y con estudios universitarios. Cantante y sobre todo pianista de jazz y de blues. Amado por los rockeros y no suficientemente valorado por los puristas de los estilos que le son propios. Amamantado con la música de  Thelonious Monk, Bud Powell o Lenny Tristano no se podía resistir a los maestros del boogie woogie y a sus sucesores contemporáneos. En 1957 tras actuar con grandes maestros como Stan Getz, Zoot Sims o Gerry Mulligan graba con Prestige el primer disco a su nombre, un instrumental titulado Back Country Side.

En 1963 publica su primer álbum enteramente vocal, Mose Allison Sings, a la manera del publicado en 1956 por Chet Baker con el que tiene claras semejantes estilísticas. Ésta es su versión de un tema clásico de Willie Dixon. Tras su paso por Prestige y Columbia consigue cierto asiento discográfico en el sello Atlantic donde permanecerá durante muchos años.  Nunca con excesivo éxito pero influyendo a las grandes cimas del pop como los ya mencionados y a otras figuras de la talla de Jimmi Hendrix, Eric Clapton, John Mayall. Su último disco con Atlantic es Your Mind Is On Vacation (1976).
Tras un largo período sin grabar, sus últimos discos en estudio los realizó en los 90 para el sello Blue Note. Curiosamente el mercado nunca ha estado tan saturado de su música. Recopilatorios de sus viejos discos o de conciertos en directo. Alimentando la obra de otros artistas como pasó en su día con The Clash o Bonnie Riatt. Biografías. Canciones dedicadas a su nombre-una de los Pixies - o a su obra. Y finalmente un gran disco homenaje de uno de sus admiradores más fervientes. Tell Me Something: The Songs of Mose Allison, es el vigesimoquinto álbum de estudio de Van Morrison y alcanzó el primer puesto en las listas de jazz de Estados Unidos en 1996.
¿Sacrificaría Mose, su enorme influencia sobre otros artistas a cambio de un mayor éxito popular?
No lo sé. Hoy es un anciano de 85 años y espero que a estas alturas la cosa le importe bien poco. Se lo deseo de verdad.

16 comentarios:

  1. He escuchado en más de una ocasión a Mose Allison. Su voz no me atrae aunque su música es excelente.

    A Van Morrison lo tengo siempre cerca, así como a Hendrix o Clapton. Monk, Getz, Baker, imprescindible para mi. Intentaré escuchar a Allison con más tranquilidad, algo me debo estar perdiendo.

    Me gusta escuchar las propuestas que haces, llevármelas y oírlas más de una vez.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí si me que me resulta atrayente su estilo y eso que en cuestiones de blues soy muy purista y he preferido siempre la autenticidad negra a la maestría blanca.
      No lo veo muy diferente salvando las distancias vocales a a lo que hizo Chet Baker en un territorio simultáneo.
      Por supuesto has citado seis nombres claves y definitivos en mis gustos musicales.
      Gracias por el interés que te tomas.

      Eliminar
  2. Definitivamente este Mose, con esa cara de cura luterano que tiene en la primera foto ( si no fuera por las deportivas que le dan el toque:-) me temo que quedó reservado a los estudiosos, curiosos o practicantes adelantados del rock, blues y jazz ... yo no tenía el gusto de conocerlo, lo siento...es verdad que su voz no tiene mucha vidilla, pero solo así, escuchada de refilón, sin que mi opinión valga nada. En el mundo de la música, como en todo lo que se hace cara al público, desgraciadamente además de talento, hacen falta dos cosas, carisma y que te sepas vender o te vendan, si él pasó de esta última parte, lo cual le honra, a la gente como yo, nos pasó desapercibido. Mil perdones para él y gracias a ti por dármelo a conocer.

    Muchos besos y muy feliz finde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es una voz poderosa, María, pero sin intención de compararlos tampoco lo es la de Bob Dylan, Neil Young -para mí excesivamente chillona- o Tom Waits. Muy pocos artistas son eternamente actuales, el resto, como éste Moses Allison, responde a una epoca y a un lugar y en su caso sobre todo a una encrucijada musical desde donde derivan muchos caminos. El acceso a las mayorías es un territorio muy relacionado con el marketing y la promoción aunque no deja de ser significativo que este hombre siendo minoritario se haya ganado el respeto de los de su profesión.
      Muchos besos, gracias y feliz media semana

      Eliminar
  3. Si hubiera que invitar a todos los músicos influenciados por el señor Allison, no podríamos hacerlo en casa: necesitaríamos un polideportivo por lo menos. Y esos músicos proceden del rock o de las primeras oleadas mod, del blues, del jazz... de todas partes.

    Allison, dándole la vuelta a la frase aquella, es el blanco que tiene el alma negra: tengo que reconocer que yo, como otros cuantos, creí que era negro hasta que un día vi su primera fotografía. Con eso le digo todo. Y su carrera no será muy popular entre el gran público, pero no hay duda de que tanto los músicos británicos como americanos lo adoran (¡incluso los Pixies, efectivamente!).

    Es la misma "desgracia" que le ha pasado a otros, muchos bluesmen sobre todo: se conocen mucho más sus canciones por las versiones de los "grandes" que por las suyas. Pero así es la vida, qué le vamos a hacer. En cambio, las versiones que él hizo -superando en muchos casos a las originales- han pasado al menos aquí sin pena ni gloria. De esto tienen mucha culpa nuestros amados comentaristas musicales, salvo honrosas excepciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un hombre de blues que no se vende en los escaparates pero que llega sin duda al alma, gracias por el post.-

      Eliminar
    2. Todo lo que dices es cierto, Rick, el reconocimiento a este músico por parte del mundo del rock y del R&B es casi unánime ¿pero cual es su secreto? Creo que es un pianista formidable capaz de realizar un endiablado boogie- woogie y luego esa voz que sin ser poderosa está cargada de sensualidad y de matices. ¿Quizás un Chet Baker más encarado a la música negra? El referente con lo que hizo Mick Jagger, Georgie Fame o el Van Morrison baladista en los 60 es claro pero ese toque a lo Nat King Cole le acerca a los crooners de etiqueta y smoking.

      Eliminar
    3. Gracias, Daniel, los grandes intérpretes siempre prefieren las almas a los escaparates.

      Eliminar
  4. Es cierto, cuántas veces he pensado quién pudieran ser las influencias de los músicos que nos gustaban a nosotros y que lógicamente se remontarían a el pasado de éstos, aquí nos desvelas uno y efectivamente tampoco parece ser demasiado antiguo, o que suene a rancio, a pesar de su edad actual, al contrario, parece que podría tener siguiendo validez de actualidad. Mola.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pena de sus 85 años. La desgracia de estos artista de transición y que navegan entre dos aguas es que nunca son reconocidos por los que confunden los géneros musicales con los ejércitos y quieren que todos vayan perfectamente uniformados.
      Creo que lo que hacía sigue siendo perfectamente actual.

      Eliminar
  5. Me gustó!! Es raro, su voz, no es una voz típica o sumamente cautivante, pero aún así, algo en él hace que me guste.
    El tema de su disco instrumental, buenísimo.
    Toca muy bien el piano, tiene muy lindo swing!d

    Gracias querido Doc,
    bienvenido Mose para mí!!!

    :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizás su ligereza. A mi atare mucho esa ligereza cantando y tocando su piano donde es formidable como escribes. Es como un Chet Baker menos angustiado, menos triste aunque también muy cool.
      Gracias Axis, ahora mismo me pongo a escuchar el Axis Bold as Love una vez más. Me apetece oír a Jimi esta mañana.

      Eliminar
  6. Mose es quizá el gigante del jazz más subestimado, Doc. Aunque como dice el titulo de la canción del último video, no creo que le importe mucho (y menos ahora, venerable y simpático anciano) Conocerlo es un deber para todo aficionado al jazz. Gracias por recordarlo. Creo que voy a escuchar uno de sus álbumes con Blue note (My backyard) que debo tener por ahí guardado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay muchos gigantes olvidados pero sin duda él no es el que tiene menor calidad. Como decimos por acá "a buenas horas, mangas verdes".
      Me alegro suscitar tu curiosidad para oírlo de nuevo. No conozco ese disco con Blue Note, voy a intentar localizarlo.
      Gracias a ti.

      Eliminar
  7. Mose es un gran artista que ha influenciado en la música y en muchos artistas del Pop y del Rock. Se nota asimismo, la influencia que en su musica y estilo provocaron algunos de los mas importantes musicos de jazz.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Él se sentía músico de jazz y blues aunque luego fuera considerado un precedente y un maestro por los músicos de rock cercanos al blues. Quizás al principio estos jóvenes rockeros necesitaban tener un referente blanco que como ellos se dedicara a interpretar canciones de música negra. Eso no desdice la calidad artística de Allison.
      Saludos

      Eliminar

Neboeiro de etiquetas