2 sept. 2013

Vida y tragedia del Señor Emoción

Fue, sin ningún género de dudas, uno de los cantantes más extraordinarios salidos del inagotable vivero de la música afroamericana. Respondía al estereotipo de cantante negro de los 50: infancia difícil en familia alcohólica, paso por correccionales donde aprendió a boxear y cantar, matrimonio y paternidad tempranas, inicios musicales en grupos de gospel y doo wop etc... Su salto a la fama se produce en 1953 cuando sustituye al gran Clyde McPhatter como cantante principal en la banda de Billy Ward and his Dominoes.
Estaba claro que aquella voz arrebatada y poderosa, algunos lo comparaban con el famoso tenor Mario Lanza, no podía estar demasiado tiempo sujeto a una dinámica de grupo. En 1957 comienza la carrera solista del que pronto será conocido como Mr Excitement. Motivos había para denominarlo así.  A su voz extraordinaria, a veces un poco desbocada por exceso de lirismo, unía una presencia en el escenario realmente apabullante, explosiva, un cóctel de emociones y sudor que tanto influyó en  el estilo de James Brown o del propio Elvis Presley,   grandes entusiastas de Jackie. Su primer gran éxito es un tema de un compositor, natural como él de Detroit, que con el tiempo y en otras tareas, revolucionaría la música negra. Me refiero a Barry Gordy Jr.
El mismo equipo de compositores -Gordy, su hermana y Billy Davis- son los artífices del tema que eleva a Mr. Excitement al primer puesto de las listas rhythm and blues y al septimo en las de pop.  

Barry Gordy salió en 1958 de la órbita Brunswick y fundó la Motown gracias en parte a los royalties conseguidos tras componer las canciones de Jackie Wilson.  Éste, al igual que su "hermano blanco" Elvis, pago por entonces el peaje de su fabulosa clase con insulsas baladas pseudolíricas y alguna que otra joya que anunciaba el inicio de la nueva era soul. Lo demuestra en su gran éxito de 1963, Baby Workout.  
Frenesí, magnetismo y ciertas dosis de triste locura. Ya en 1960 es arrestado por empujar a un policía que quería protegerle de las fans. En el 1961, pierde un riñón después de que una amante despechada le dispara tras verlo llegar a su apartamento con otra mujer. En el mismo período la Hacienda americana se cebó con sus ganancias y termina por embargarle su casa. Más adelante, sus productores y ejecutivos discográficos fueron acusados y condenados por apropiarse de parte de los ingresos de Jackie Wilson. Desgraciadamente para entonces poco podía alegrarse el cantante. Un año antes, en 1975, cuando actuaba en el show del célebre Dick Clark  cayó desplomado sobre el escenario mientras interpretaba Lonely Teardrops. Era un ataque de corazón que le provocó un coma irreversible por falta de oxígeno en el cerebro. Estuvo en estado vegetativo hasta su muerte en 1984 y se dice, que al lado mismo de su cama hospitalaria, sus deudos se peleaban por los derechos del cantante y que incluso ya muerto, el mismo día en que fue entronizado en el Salón de la Fama del Rock seguían disputando por conseguir más trozos del rico pastel.
Terminemos de una forma alegre. Su última gran  etapa es a mediados de los 60 cuando dejando de lado el conservadurismo de su discográfica, Brunswick,  se reúne para grabar con viejos camaradas de Detroit ahora convertidos en  músicos de estudio de la Motown, "el sonido de la joven América".  Whispers (Gettin' Louder) es uno de los dos grandes tema de aquel momento pero el otro, amigos, el otro, es esta absoluta genialidad de 1967. Un tema que te eleva. Más y más alto.

12 comentarios:

  1. Ceñudo, repasa el texto que hay repeticiones del mismo párrafo.

    Me llevo la música y volveré otro rato cuando la haya escuchado bien (no lo recuerdo, así que igual no conozco al Sr. Emoción).

    Besos!!

    ResponderEliminar
  2. De vuelta una vez escuchado todas las canciones.
    Parece que la que he visto doble he sido yo y el texto está bien.

    Ahora con seguridad, no lo conocía a Jackie Wilson. Y tienes razón, escuchándolo me ha sonado Elvis especialmente.

    De todas me ha gustado especialmente Give Me You y tu última propuesta. También destacaría Reet Petite (me ha gustado el vídeo).

    Verdaderamente su manera de interpretar es emocionante y transmite emociones. Su vida un poema y morir así, buff!!

    Agradecida por el descubrimiento y siempre un placer pasar por aquí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jackie Wilson en los 50 era un cantante casi tan conocido e importante dentro del R&B por supuesto, sin llegara a la altura de un Ray Charles o un Sam Cooke no dejaba de ser uno de los grandes y más volcado que éstos últimos al rock and roll.
      Elvis culminó un estilo pero al mismo tiempo fue una esponja absorbiendo las enseñanzas ajenas, además era generoso y reconocía sus deudas musicales, entre ellas la de Mr. Excitement.
      Wilson vivió y cantó desde el filo de una navaja, quizás es no conocía otra cosa.
      Gracias a ti.

      Eliminar
  3. Maaadre mía, tienes toooda la razón así un poco más redondita la voz, incluso algún tono más elevada pero es ELVIS (bis) en sus mejores tiempos, por el nombre no me decía nada ( ya sabes de mi ignorancia por estos andurriales a veces... os escucho soltar nombres como churros y no me suena nadiee:-) pero sobre todo "reet petite" es un tema que he escuchado mil veces... sin saber quien lo cantaba si quiera.. el típico de pelis jankis con chicas con falda de mucho vuelo, cinturones de esos apretados hasta dejarlas sin cintura y chicos con tupés y calcetines blancos asomando bajo sus pantalones tobilleros brinncando en la pista de baile:))


    Una pena su final... si es que no se puede sentir tanto xD!! tanto desgaste y tanto poderío no lo resiste ningún cuerpo ;))


    Muuchas graacias esta música es de la de poner contento a tooodo el mundo...

    Por cier...( salto espacio-temporal de los que no te gustan, perdón ;)) ¿sabes cómo te voy a llamar de ahora en adelante? Unamuno... tú eres el que quieres creer... yo, sí creo:-) como eres muy listo sabrás de sobra por qué esta bobada mía...es que luego se me olvida:-)

    Muaaaaaaaakss!! grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que aquellos músicos de rock and roll tendían a parecerse, algunos más y otros menos. Indudablemente Jackie Wilson era más semejante a Elvis que a otros mitos del rock and roll negro: Chuck Berry, Little Richard o Fats Domino.
      Estoy de acuerdo con lo del desgaste, no se puede mantener eternamente ciertos niveles de intensidad sin sucumbir en el proceso.
      Muchos besos de sábado, María.

      Eliminar
  4. Dr.Krapp, no conocía a este cantante, es el típico artista del estilo de Presley. La verdad es que nunca el rock ha sido una música por la que he sentido atracción. No obstante, como muchos otros cantantes de este estilo, creo que es un bueno en lo que hace, lamentable su triste final.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te agradezco tus comentarios incluso cuando no te gusta el contenido y la música de mis entradas. Es un acto generoso.
      Tampoco te voy a intentar convencer de las bondades de aquella música, aunque te diré que aparte del rock este hombre también tiene una obra sumamente importante en el territorio del soul aunque como muchos de aquellos artistas tuvo que plegarse a la moda imperante.
      Saludos

      Eliminar
  5. Esto es lo que se llama "un cumplido homenaje", sí señor. La historia personal de Wilson no es muy distinta a la de otros héroes y al mismo tiempo mártires del soul (por resumir): éxito y tragedia a partes iguales. Esa gran cualidad que usted resalta, la transformación en escena, lo empareja con otros monstruos sagrados como Sam Cooke, que por alguna razón siempre me ha parecido una especie de hermano suyo.

    A pesar de los altibajos en su carrera, acordes con sus vaivenes personales y económicos, fue uno de los grandes: las tribus mod lo adoran, puede estar usted seguro. Por otra parte y aunque en España nunca haya sido muy popular, es curioso que la reedición en los años 70 y 80 de algunas piezas como "Reet Petite" y "esa absoluta genialidad del 67" (coincido plenamente en su apreciación) se oyeron bastante incluso aquí.

    Era adorable. Como lo eran otros cuantos iconos del soul que, vuelvo al principio, vivieron todo el tiempo entre el cielo y el infierno. Tal vez para sentir y elaborar esa música haya que ser una víctima, no lo sé. Pero muchos nos rendimos a su embrujo, y muchos más seguirán rindiéndose mientras quede un poco de pasión en nuestras pobres vidas.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Rick.
      Irónicamente podríamos decir que Jackie Wilson fue un Sam Cooke con tembleque. La verdad, no me extraña que se convirtieran en mitos eróticos para las chicas negras de principios de los 60. Por cierto, la chica que acompañaba a Jackie cuando le dispararon era una examante de Sam Cooke.
      Efectivamente, el llamado Northern Soul que como sabes es una derivación tardía del mod en el norte de Inglaterra lo que tiene en lo alto del pedestal.
      Entre el cielo y el infierno, sí señor. Para elaborar esa música, en su versión no comercializada, había que afinar las emociones hasta un nivel difícilmente soportable para la mayoría de los que intentamos hacer uso de ellas de una forma mesurada.
      Era fácil romperse y caer. Así les sucedió a muchos.

      Eliminar
  6. Todavía no bajo del elevón que me dió el último audio. Buenísimo este Jackie de mis recuerdos de adolescencia. Ahora lo sé, después de verlo cantando baby workout en el video de ese fabuloso programa Shindig que por aquí pasaban enlatado en blanco y negro a mediados de los 60's los domingos a las siete. Era emocionante correr a casa del único amigo del vecindario que tenía tele. Esa noche presentaron también al bueno de Willie Nelson que todavía anda por ahí haciendo cosas con Winton Marsallis. Y a los Righteous Brothers. Más que a Elvis o a Brown, el bailecito de las chicas shindig encalcetadas y faldas cuadriculadas en el video me recuerda a uno que por esos días bautizaron como twist, que popularizó un gordiflón llamado Chubby Checker, que también se bailaba con rueda de ula ula. Ahhhh juventud divina. Gracias Doc.

    ResponderEliminar
  7. Todavía no bajo del elevón que me dió el último audio. Buenísimo este Jackie de mis recuerdos de adolescencia. Ahora lo sé, después de verlo cantando baby workout en el video de ese fabuloso programa Shindig que por aquí pasaban enlatado en blanco y negro a mediados de los 60's los domingos a las siete. Era emocionante correr a casa del único amigo del vecindario que tenía tele. Esa noche presentaron también al bueno de Willie Nelson que todavía anda por ahí haciendo cosas con Winton Marsallis. Y a los Righteous Brothers. Más que a Elvis o a Brown, el bailecito de las chicas shindig encalcetadas y faldas cuadriculadas en el video me recuerda a uno que por esos días bautizaron como twist, que popularizó un gordiflón llamado Chubby Checker, que también se bailaba con rueda de ula ula. Ahhhh juventud divina. Gracias Doc.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabes como me alegra haber despertado en ti ciertos momentos de nostalgia. En aquellos momentos, quizás algo más tarde, en España solo se veía pop español y un poco de los más afamados grupos ingleses: Beatles, Rolling Stones (con reparos), Who etc... Nosotros teníamos un soul peninsular con Los Canarios y los Pop Tops de Phil Trim, ahora conserje de noche.
      Vuestro cartel era realmente espectacular. El twist se veía algo más y creo que no se me daba nada mal cuando andaba por los cinco años. Verídico.
      Gracias, Armando.

      Eliminar

Neboeiro de etiquetas